Reversomedia

Medios, Redes, Vida y Sociedad (Starting April 14th some articles will be written in English)

AURA SINIESTRA (Fuentes, Pri, México)

Deja un comentario

A López Obrador se le califica de autoritario, populista,  intolerante y violento.

Más allá de las oídas y las ideas ya sembradas, más allá de los engaños descarados que muestran hasta dónde se puede llegar con tal de NO DEJAR GANAR AL PEJE (Ver Spot ¨Pan Manipula¨, que por cierto y casualmente fue retirado de You Tube, en esta versión tomada de MILENIO) ¿podría algún lector(a) citar ejemplos específicos de estas conductas y acciones, contextualizarlos y documentarlos, por no decir, comprobarlos?

La actitud recia, poco ensayada; la tez dura y “aflojada en terracería”; o el ademán grotesco captado en un milisegundo por una cámara,  entre otros, no son factores suficientes para convencer al respecto, ¿o sí? El león no es como lo pintan, o lo que es igual, la ¨imagen¨de una persona no es NECESARIAMENTE reflejo de quién es esa persona en realidad, y menos en días como los nuestros (y eso lo sabemos… y lo sabemos MUY bien)

Propaganda contra Malcolm X

Una foto, un instante sacado de contexto, una buena frase y una estrategia, son suficientes para ¨dar una imagen¨ fabricada que no corresponda a la realidad. Propaganda contra Malcolm X

Pero ¿qué hay de los hechos, de las ¨pruebas¨que definen a AMLO como ¨violento¨, por ejemplo? Si se considera el precepto de que el fraude electoral de 2006 para los simpatizantes de AMLO fue realidad y causa suficiente de ira e indignación, el Bloqueo de Reforma -que sin duda fue una injusticia reprobable e inadmisible que perturbó a muchísimos mexicanos- en manos de otro líder, pudo pasar de ser una larga y estorbosa protesta pacífica a una violenta serie de disturbios con pérdida de vidas humanas. Esto no se reflexiona muy frecuentemente.

Luego entonces, aparte del bloqueo y  del autonombramiento como “Presidente Legítimo”,  en López Obrador creo que tenemos a un hombre jetón, mal encarado, de mirada dura, a veces mamón; pero también a un hombre sincero (sea tolerante por favor y continúe leyendo un poco más) que sabe asumir el costo de sus actos y decisiones, pedir perdón (lo hizo públicamente en varias entrevistas con medios hace unos meses), retomar el camino sin derrumbarse anímicamente,  y replantear su forma de ser en pos de un ideal y de una nueva oportunidad: que en México pordamos tener una alternativa más, cuya promesa de fondo es un gobierno honesto, austero en su gasto burocrático y abierto a escuchar a la sociedad, por mencionar algunos de sus planteamientos.

Muchas personas empeñadas contra AMLO dicen, sobre el discurso de la República Amorosa, que  “nadie puede cambiar así”, pero también muchos  sabemos que la voluntad, la fe, el poder del pensamiento y otras cosas, como queramos llamarles, pueden producir en cualquiera lo que algunos conocen como “milagros” o transformaciones radicales en las personas. Hay numerosos ejemplos de ello, incluso en nuestras propias familias o entre nuestros amigos.

No obstante, creo que este no es el caso de AMLO.  No podemos hablr de un cambio de fondo,  de ¨violento¨ a amoroso, cuando realmente su VIOLENCIA  fue y es más percepción,  que REALIDAD COMPROBADA.

AMLO es entonces, efectivamente, el mismo: el mismo NO VIOLENTO, NO AUTORITARIO que siempre ha sido. Sólo ha modificado su forma de plantear las cosas, su lenguaje, la manera  de manifestar sus emociones. Es algo sutil y personal, quizás producto de una práctica espiritual o un encuentro con la fe, pero de que se nota, se nota: es el único que se dirije a Josefina como ¨señora Josefina¨, por ejemplo. Analícelo usted, sin prejuicios, por favor.

Monsiváis decía que después de Francisco I. Madero, no ha habido en México otro político más atacado que López Obrador.

Papa Doc, F. Duvalier, parece un abuelo digno de confianza, alguien con quien podrías dejar ¨encargados a tus hijos¨

El Mariscal Tito, también luce noble y confiable.

Este ataque viene de pocos (a los que no les conviene un modelo distinto de Nación)  pero se crece viral y masivamente a través de la “difusión” de ciertos mensajes e ideas. Yo mismo debo confesar que hasta hace unos meses, estaba reticente a aceptar la idea de dar a AMLO, una segunda oportunidad.

El ahora nos da evidencias y posibilidades. Juzgar las apariencias sin observar es fácil. Observar la serenidad, la calma y la paz interior de un individuo, cuando no se da una oportunidad al criterio, es imposible.

Creo que los mexicanos estamos en una encrucijada, a punto de perder lo más por lo menos, precisamente porque pecamos de lo que juzgamos, porque vemos en el ojo ajeno la paja, sin mirar la viga en el propio. Somos intolerantes al Peje.

Así, aunque el 60% de los electores coincidamos en que no queremos el regreso del PRI a Los Pinos, Peña Nieto va a ganar si no nos unimos en esta causa común.

Sea la señora Josefina o sea Andrés Manuel (incluso Quadri, vaya!!)  lo que nadie que sea parte de este 60%  deberíamos o podríamos negar,  son dos cosas:

1.- No pueden ganar los tres  (MORENA, PAN, NUEVA ALIANZA) y perder el PRI,  bajo ninguna circunstancia.

2.- Sólo puede haber un ganador(a)  y cualquiera de los tres que sea,  es mejor opción que el regreso del PRI a la Presidencia.

Las encuestas son dudosas para muchos. Josefina Vázquez Mota dice que va 6 puntos atrás de Peña Nieto, AMLO señala que tiene un empate técnico ¿Cuál es la vedad? En verdad, es imposible saberlo, pero creo que en algo podemos estar de acuerdo: Peña Nieto va a la cabeza, y PUEDE GANAR si no razonamos el voto, sino pensamos en el VOTO UTIL a favor del SEGUNDO LUGAR (es más lógico y da más probabilidad de éxito a favor del segundo, que del tercero. Ni aunque todos los indecisos votaran por uno u otro, se le gana al PRI)

El triunfo de Peña Nieto nos transportaría a un pasado  momificado y fantasmal; envuelto, como Felipe veía a Aura (personaje que da nombre a la novela clásica de Carlos Fuentes)  en un halo de belleza y juventud renovadas, que no son más que una ilusión. La historia nos lo enseñó durante 70 años.

Las encuestas, confiables o no, están sobre la mesa. En lo personal, la ENCUESTA DE ENCUESTAS publicada por ADN POLÍTICO creo que es uno de los más fehacientes indicadores, que pese a los engaños o tendencias claras de algunas encuestas muy particulares, asoma un reflejo del panorama a pocos días del 1 de Julio. El  voto por el segundo lugar es el único que podrá marcar la diferencia. Sólo hace falta sentido común, convicción compartida, decisión y responsabilidad, si en verdad no queremos el regreso del PRI a Los Pinos (Las siguientes tomas fueron hechas el lunes 25 de Junio del 2012, ADN POLÍTICO)

El 2 de Julio veremos hasta dónde realmente la mayoría pudimos unirnos o no en un frente común contra el regreseo del Pri a la silla presidencial.

P.S. Pido perdón a Fuentes y a sus lectores por usar los nombres de sus personajes en una figura literaria tan controvertida.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s